De Chernobyl a Fukushima, 25 años de inconsciencia

El hombre es el único animal que se empeña en caer siempre en la misma piedra, sobre todo si el daño recae en otros.

25 años no han bastado para que la reflexión y la prudencia se impongan a una carrera industrial desenfrenada que en nada ha conseguido satisfacer las aspiraciones constantes de la humanidad.

¿Cuántas veces habrá de suceder?

Este clip requiere Flash 8

Comentario

  1. Hombre, no sea usted malpensado, seguro que ponen todos los filtros habidos y por haber; seguro que si deciden enterrarlos lo harán mucho más abajo de la última zona permeable, más abajo de la última capa freática.Es alucinante que pretendan el despegue económico y demográfico por estos métodos. Yo no querría gestar hijos allí, bañarlos con esas aguas, ni cocinar con ellas lo que habrían de comer mis hijos.Supongo que hay gente con una situación laboral tan desesperada que acudirían al reclamo; otros, por desconocimiento o inconsciencia; que los que pretenden instalar el cementerio nuclear se aprovechen de esa coyuntura es malvado e irresponsable.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo no será publicada.